El 8 de marzo paramos todas

El 8 de marzo las mujeres de diferentes países del mundo paramos las calles como respuesta a las políticas, las actitudes, las convivencias y las culturas que no nos permiten vivir en una sociedad igualitaria.

Este próximo miércoles en Intercambios Puerto Rico nos unimos al Paro Internacional de Mujeres para luchar por la falta de representatividad en los espacios donde se toman decisiones, en contra de un sistema que se ha apropiado de nuestros cuerpos y que ha normalizado la violencia machista en todos los ámbitos de nuestra cotidianidad. Vivimos en un país que prefiere ignorar la perspectiva de género como una herramienta para promover la justicia y la solidaridad en nuestra sociedad.

Además, luchamos por todas aquellas usuarias de drogas que son invisibilizadas en un sistema que no las reconoce y no le ofrece servicios de salud adecuado ni tratamientos basados en evidencia científica ni con perspectiva de género. Paramos por todas aquellas que han sido doblemente estigmatizadas por ser mujer, usuarias, madres y confinadas, porque el mundo de las drogas es mucho más cruel para las mujeres.

También hacemos el paro por aquellas que por falta de oportunidades o de manera voluntaria han decidido dedicarse al trabajo sexual y no cuentan con ningún derecho ni protección que salvaguarde su seguridad física y emocional.

En fin, hablamos de un Paro de Mujeres, de mujeres que trabajan dentro o fuera de casa, de mujeres que pueden estar organizadas o no, de mujeres que son madres, tías, hermanas, de mujeres de las comunidades LGBTTIQ, por todas y para todas las que vivimos las desigualdades que nos han impuesto en esta sociedad construida desde una perspectiva machista.

“Sin mujeres solidarias no hay democracia”

“Las mujeres están en mayoría en las estadísticas más tristes: de pobreza, de víctimas de violencia, de desempleo y de salarios bajos. Sin embargo, estamos ausentes en las estadísticas relacionadas con calidad de vida y acceso al poder. Sólo contamos en Puerto Rico con 14 legisladoras, 6 alcaldesas, muy pocas secretarias de agencias, y ninguna presidenta de bancos. Ya es hora de protagonizar estadísticas más felices”, declaró Mariana Nogales, una de las portavoces de la Coalición 8 de marzo.

Por su parte, Amárilis Pagán expresó que la agenda hacia la equidad sigue teniendo asuntos serios pendientes como la falta de acceso a vivienda, salud, empleo, educación y seguridad, entre otras muchas cosas.

“También tenemos en nuestra agenda alcanzar paridad en los espacios de poder. No cabe duda que mientras dependamos de que otros decidan por nosotras, los derechos de las mujeres quedarán relegados a un segundo plano y sujetos a designios y prejuicios ajenos, al margen de las grandes decisiones necesarias para nuestro bienestar”, sostuvo Pagán.

La Coalición 8 de marzo dedicó este Día Internacional de la Mujeres, a las madres de estudiantes con diversidad funcional o “madres de educación especial”, como uno de los sectores de mujeres que han sido impactadas por las desacertadas acciones del gobierno de Puerto Rico en los últimos años.

“La mayor parte de estas madres son jefas de familia que enfrentan la desidia, burocracia, falta de sensibilidad y eficiencia del Departamento de Educación, la agencia pública que más dinero tiene asignado en el presupuesto gubernamental. Sin embargo, éstas han perdido el temor y la timidez para defender el derecho inalienable de su descendencia a tener la educación que les corresponde”, concluyó Mariana Iriarte.

La Coalición 8 de Marzo comenzó en el año 2009 con el propósito de unificar las temáticas y actividades para el Día Internacional de las Mujeres.

Related posts: