Senador propone gobierno de Estados Unidos descriminalice el uso de cannabis

Además de descriminalizar el cannabis, el proyecto legislativo del senador Chuck Shumer autorizaría alrededor de $250 millones de dólares para la investigación del  tetrahidrocannabinol (THC) y $500 millones para que las empresas de cannabis que se desarrollen sean propiedad de mujeres y de minorías étnicas.

El líder de la minoría del Senado Chuck Schumer ha presentado una legislación para despenalizar la marihuana a nivel federal.

El “Marijuana Freedom and Opportunity Act” eliminaría el cannabis de la lista de sustancias catalogadas bajo la Ley de Sustancias Controladas de 1970, que clasifica a la marihuana como igualmente peligrosa que la heroína y más peligrosa que la cocaína. La ley continuará permitiendo a los estados decidir cómo manejar la posesión de marihuana.

“El momento de descriminalizar el cannabis es ahora”, expresó Schumer en un comunicado de prensa. “Esta legislación es simplemente lo correcto”.

La legislación también hace un esfuerzo por “nivelar el campo de juego económico”, al establecer fondos para “empresas de marihuana propiedad de mujeres y minorías”.

Los defensores han argumentado durante mucho tiempo que la legislación actual sobre marihuana penaliza injustamente a las llamadas minorías étnicas y a los grupos minoritarios. Las personas negras fueron arrestadas por consumo de cannabis a una tasa de 17.7 por cada 100,000 en 2016, mientras que las personas caucásicas fueron arrestadas a una tasa de 1.8 por cada 100,000, según un informe de Drug Policy Alliance, un grupo a favor de la legalización del cannabis.

El proyecto de ley también invertiría $ 500 millones en cinco años para trabajar con los Institutos Nacionales de Salud (NIH) y la Comisión Federal de Administración Federal de Drogas y Alimentos (FDA). El dinero se usaría para la investigación del ‘cannabis medicinal’ y para comprender los efectos del THC, el cannabinoide activo en el cannabis.

La legislación se produce después de que Schumer prometió presentar la medida a principios de este año, anunciando la noticia el 20 de abril o el pasado “4:20”, conocida por los defensores en Estados Unidos como un día no oficial de la celebración de la marihuana.

El proyecto de ley de Schumer es copatrocinado por los Senadores Bernie Sanders (Independiente-Vermont), Tim Kaine (Demócrata-Virginia) y Tammy Duckworth (Demócrata-Illinois). La Ley de Justicia sobre Marihuana del Senador demócrata de Nueva Jersey Cory Booker también se presentó en la Cámara de Representantes y en el Senado, y está copatrocinada por los Senadores Kamala Harris (Demócrata de California) y Jeff Merkley (Demócrata de Oregón).

El Senador Schumer en el pasado no estaba seguro sobre la legalización del cannabos, tomando un enfoque de “espera”, incluso, expresándose a los medios en el 2014, “quiero ver cómo funciona en una variedad de estados” y agregando, “deberíamos dejarlo en manos de los estados, y tengamos un experimento”.

La noticia llega cuando Oklahoma ha votado para legalizar el uso del cannabis para fines terapéuticos. El movimiento en un estado tradicionalmente republicano señaló a muchos defensores que hay un amplio y bipartidista apoyo para la legalización de la marihuana.

En un medio noticioso a principios de este año, Schumer explicó que “cambió [su] postura sobre la marihuana” debido al aumento del apoyo público para su descriminalización. “Cuando llegué por primera vez al Congreso en 1981, solo 1 de cada 4 estadounidenses creía que la marihuana debería legalizarse”, expresó. “Hoy ese número ha subido a casi dos tercios, a niveles récord”.